¿Qué es la venta directa?

Asociación de empresas de venta directa

¿Qué es la venta directa?

Según la Asociación de empresas de venta directa española (AVD): “Se entiende por Venta Directa la comercialización fuera de un establecimiento mercantil de bienes y servicios directamente al consumidor, mediante la demostración personalizada por parte de un representante de la empresa vendedora, lo que la distingue de las denominadas Ventas a Distancia en las que no existe un contacto personal entre la empresa vendedora y el comprador.”

Hay que matizar que en la práctica, lo que la AVD llama “un representante de la empresa” suele ser más bien un emprendedor o “socio independiente” que promociona los productos y servicios de la empresa. El socio suele ser su propio jefe y llevar la promoción de los productos y servicios de la empresa como actividad secundaria o como actividad principal.

Por otra parte, no todos los ramos de la venta directa incluyen sistemáticamente una demostración de producto, pero eso sí siempre un contacto personal ya que se trata de una actividad relacional.

 

¿Qué hace la asociación de empresas de venta directa (AVD)?

La Asociación de empresas de venta directa (AVD) fue fundada en los años 70 en España. Su objetivo es acreditar y dar prestigio a la imagen de la venta directa colaborando con las administraciones públicas, asociaciones de consumidores, universidades y escuelas de negocio.

La AVD colabora actualmente con varias universidades donde se dan conferencias sobre el marketing en red y la venta directa, como por ejemplo en la Universidad Complutense de Madrid.

Las universidades están reconociendo el potencial del marketing en red y de la venta directa y recomiendan estas actividades a los estudiantes como una alternativa y una oportunidad de crear un negocio propio sin capital.

¿Cómo funciona la venta directa?

La venta directa es una forma de marketing relacional que aprovecha la recomendación por boca a boca para dar a conocer los productos y servicios de la empresa vendedora. En la comercialización de productos, permite eliminar los costosos intermediarios que suele haber entre los consumidores y los fabricantes.

En la venta tradicional, los intermediarios publicitarios y logísticos suelen aumentar el precio final de los productos sin darle un valor añadido real. En la venta directa, los fabricantes distribuyen sus productos sin publicidad, ni intermediarios logísticos y sin puntos de venta de cara al público.

De esta manera se ahorran grandes costes en la distribución. El dinero así ahorrado puede ser re-invertido en la calidad de los productos, por ejemplo dedicando más recursos a la investigación y el desarrollo de productos innovadores. También se puede invertir más dinero en la remuneración y en incentivos para los emprendedores.

Ventajas de la venta directa

Ventajas de la venta directa para los consumidores

Las ventajas principales para los consumidores es que obtienen productos de una calidad más alta a un precio más económico. También reciben un asesoramiento personalizado que se basa en una experiencia real de los productos y que por lo tanto tiene más credibilidad que un anuncio publicitario. Así, permite a los clientes comprar con conocimiento de causa, y dar mejor solución a sus problemas y necesidades.

Pueden pedir sus productos desde cualquier lugar y a cualquier hora, y recibirlos cómodamente en su casa en un plazo veloz, con las mismas garantías y derechos de devolución que en cualquier otro negocio al por menor.

Ventajas de la venta directa para los emprendedores

Los emprendedores tienen la posibilidad de obtener ingresos por la venta y/o la recomendación de los productos. Puede tratarse de un ingreso extra o de un ingreso principal, dependiendo de la forma de venta directa de la que se trata. En efecto, existen varios modelos de venta directa. Los más tradicionales permiten obtener un ingreso extra sólido, mientras que los más modernos como el marketing de red, permiten también a los emprendedores obtener ingresos elevados e independizarse.

Principales ramos de la venta directa

Venta directa tradicional

El ramo más conocido de la venta directa es la venta directa  tradicional. Consiste en una venta de persona a persona realizada por un socio independiente que distribuye los productos de la empresa vendedora después de un asesoramiento personal.

El socio obtiene ganancias de la venta de los productos. Las ganancias de la venta suelen constituir un ingreso extra. En caso de ser director(a), el socio lleva un equipo de socios que venden los productos y consigue ingresos adicionales.

Marketing en red

El marketing en red es el ramo más dinámico de la venta directa. Da también la posibilidad a los emprendedores de vender los productos directamente a los consumidores y conseguir un ingreso extra. Pero no se limita a ello. También permite crear una red de clientes y socios que compren directamente a la empresa vendedora.

Los emprendedores pueden hacer crecer su red de clientes y socios sin límites, y por lo tanto aumentar sus ingresos continuamente.